jueves, 12 de abril de 2007

RESEÑA 3

http://www.laopinion.com/salud/salud_prevention.html?rkey=00040601192717854793

AMADOR, Lucero; “Juventud y cigarrillo, una mezcla mortal” (Junio 2004).

Resulta preocupante que los menores de edad tengan tan fácil acceso al tabaco
Las autoridades de salud han demostrado que la adicción al cigarrillo desde temprana edad puede llegar a ser devastadora para la salud física, emocional y financiera.
Los índices de mortandad son altos en el estado de California, y el factor predominante es que estas personas, empezaron a fumar desde muy temprana edad.
La edad promedio en que un menor empieza a fumar es de 13 años, y aproximadamente tres cuartos de estos niños continua fumando en la adultez conllevando así a futuras enfermedades relacionadas con el tabaco, y dificultando el dejar el cigarrillo. Aunque hay leyes que prohíben la venta de cigarrillos a menores de edad, se encontró un gran porcentaje de tiendas las cuales violan estas leyes. Aunque el estado ya esta atacando este problema informando mas a los jóvenes sobre el tabaco.
El humo de segunda mano, de acuerdo con la Organización Mundial de la Salud (OMS), contiene mas de 40 sustancias cancerigenas, que afectan los pulmones, en especial los de los niños pequeños.

El fumar lleva a problemas de salud de orden cardiaco, respiratorio, y cardiovascular, generando así grandes posibilidades de infartos, problemas de tensión arterial y periodontal. La nicotina ataca rápidamente el sistema nervioso, estimulándolo, y generando adicción.

Es bien sabido que la adicción al cigarrillo conlleva a más problemas cuando este es consumido a una temprana edad, Y esto es algo muy usual en nuestro entorno social, gracias a que es de fácil acceso para toda persona, y las leyes sobre la venta de tabaco a menores de edad son débiles, o casi nulas, es decir, hay poco control hacia las pequeñas tiendas.

La mejor estrategia a seguir, es informar a los jóvenes sobre el cigarrillo de forma precisa y amigable, sin atacarlo, simplemente exponiendo la realidad de este vicio.

No hay comentarios: